Bienestar


Rubén Argüero, el médico que realizó el primer trasplante de corazón

“Sentía mi estómago perforado por la angustia. Estaba seguro de que iba a ponerse en marcha, pero no sabía cuándo", recuerda

Rubén Argüero, el médico que realizó el primer trasplante de corazón | La Crónica de Hoy

Archivo Cuartoscuro

Hace ya 32 años, de que el doctor Rubén Argüero Sánchez, se convirtió en el médico que realizó con éxito el primer trasplante de corazón en nuestro país, el 21 de julio de 1988. Aquel día, el destacado galeno y su amplio equipo de colaboradores, dieron un importante paso en lo que años después se convertiría en un importante programa de trasplantes de corazón que en la actualidad registra enormes avances.  

Una vez trasplantado el corazón, tardó 18 largos minutos en comenzar a bombear sangre a su nuevo cuerpo, los minutos más largos de toda la vida del doctor Argüero Sánchez y el amplio equipo de especialistas del Centro Médico Nacional (CMN), La Raza, del IMSS, quienes se mantenían expectantes, en un silencio absoluto hasta que el corazón hizo lo propio y comenzó a funcionar.  

“Sentía mi estómago perforado por la angustia. Estaba seguro de que iba a ponerse en marcha, pero no sabía cuándo… Mientras, no dejaba de repasar la película de la operación en busca de qué me faltó, en qué fallé…”, recordó.  

Aquel momento histórico quedará para la posteridad, luego de que el pasado 12 de octubre el Comité de Prestaciones Médicas del Consejo Técnico del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), aprobó la propuesta para que sea colocado un busto de la distinguida persona del doctor Rubén Argüero Sánchez, en la “Plaza de las Médicas y Médicos Ilustres del IMSS, y sea develado en el marco de la Ceremonia Institucional del Día del Médico.  

Ello, “como un merecido reconocimiento a su ejemplo de vida, desarrollo profesional y ejercicio ético de la medicina, en beneficio de los derechohabientes del Instituto Mexicano del Seguro Social”.  

El destacado galeno, fue informado de lo anterior, a través de una misiva -de la cual Crónica tiene una copia-, en la cual el doctor Víctor Hugo Borja Aburto, director de Prestaciones Médicas del Seguro Social (IMSS), informó de lo anterior al doctor Argüero.  

Cabe destacar que dicho busto será develado, el próximo martes 27 de los corrientes, al filo del mediodía, en la zona de banderas de la explanada de la Unidad de Congresos del Centro Médico Nacional Siglo XXI, en la ciudad de México.  

RECUERDA AQUEL DÍA QUE HIZO HISTORIA 

El doctor Argüero recuerda que alrededor de las 7:30 de la mañana de aquel 21 de julio, recibió una llamada de un cirujano, le informó que había un donador de corazón. Todo comenzó en ese momento… La jefa de servicios médicos, tras algunas llamadas autorizó la cirugía “en ese instante entré en pánico, pero no podía fallarle a mi grupo, con el que trabajaba desde hacía un trienio. Fue un miedo mezclado con responsabilidad y compromiso lo que nos llevó a lo ya previsto”, cuenta el galeno en un relato difundido por la Universidad Nacional  Autónoma de México, su alma mater y en donde ahora da cátedra a cientos de jóvenes estudiantes de medicina.  

Se valoró a la donadora y los tres posibles receptores para identificar al  más viable… fueron al cuarto del paciente, ya tenían un corazón. El doctor Argüero le dio la noticia al señor Tafoya, quien se quedó en silencio “le dije: ‘usted decide si nos la jugamos’. El señor José Fernando bajó el diario que leía frente a la ventana y respondió: ‘el único que se la va a jugar soy yo’. Después agregó que a eso había ido, ‘así que órale, doctor’”.  

En el quirófano había no menos de 30 personas: cardiólogos, enfermeras, técnicos, anestesiólogos e instrumentistas. “En este grupo hasta los intendentes tienen un papel importante: la limpieza, la ropa, la cubetita, el frasquito, el hielo. No podemos menospreciar a nadie”, recordó el doctor Rubén Argüero, tan claramente como si tales acontecimientos hubieran ocurrido apenas ayer.  

La operación duró tres horas, de las siete de la noche a las 22:03 horas, momento en el que el doctor Argüero quitó las pinzas de la vena aorta “lo normal es que la sangre corra y empiece a palpitar, pero tardó 18 minutos, los más largos de mi vida. En el quirófano todos estaban expectantes, en silencio. Sentía mi estómago perforado por la angustia. Estaba seguro de que iba a ponerse en marcha, pero no sabía cuándo, mientras, no dejaba de repasar la película de la operación en busca de qué me faltó, en qué fallé. Cuando latió, todas las emociones fluyeron”, resaltó.  

AMPLIA Y DESTACADA TRAYECTORIA ?

Durante 47 años, el doctor Rubén Argüero Sánchez laboró en el IMSS, y gracias a él, hoy esta institución cuenta con el programa más exitoso de trasplantes de corazón.  

Hoy, es Jefe del Departamento de Cirugía de la Facultad de Medicina de la UNAM, además de ser integrante de prestigiadas instituciones como: la Academia Nacional de Medicina, la European Academy of Sciences and Arts, The Society of Thoracic Surgeons, la Legión de Honor Nacional de México y The Internacional Institute for Microcirculation.  

Ha impartido más de 1,250 conferencias en el país y en Asia, Europa, Sudamérica y Estados Unidos. Es autor de tres libros y 19 capítulos y cuenta con 250 trabajos publicados en revistas nacionales y extranjeras.  

Fue profesor titular por concurso de oposición en posgrado en Cirugía Cardiotorácica, preside el Comité Académico de Educación Médica de Posgrado, en Cirugía Cardiotorácica, ex director de los hospitales de Cardiología, Centro Médico Nacional Siglo XXI, IMSS y del General del Centro Medico La Raza, IMSS, así, como Jefe del Servicio de Cardiología y Cirugía Cardiotorácica del Hospital General de México “Dr. Eduardo Liceaga”.  

También fue miembro propietario del Consejo Técnico de la Facultad de Medicina UNAM División de Posgrado, miembro hasta el año 2014 de la Junta de Gobierno: Instituto Nacional de Cardiología “Ignacio Chávez” y es jefe del Departamento de Cirugía de la Facultad de Medicina UNAM, abril de 2016 a la fecha, así como consejero Titular del Consejo Asesor Científico y Médico.  CACyM del ISSSTE.  

Respecto a los premios y distinciones que el doctor Rubén Argüero Sánchez ha recibido, la lista sigue siendo igual de larga, y destacan tan sólo por mencionar algunos, el Premio Dr. Fernando Ocaranza, de la Academia Nacional de Medicina, el Premio Nacional, Medalla de Oro, del IMSS,  

Por su destacada trayectoria profesional el doctor Rubén Argüero, ha recibido la felicitación y reconocimiento a su trayectoria por parte del Presidente Ernesto Zedillo Ponce de León, quien le entregó el Premio a la Excelencia Médica por ser pionero en el campo de trasplantes de órganos y tejidos en nuestro País en el Siglo XX, el Presidente Vicente Fox Quesada, también le entregó un reconocimiento por haber sido merecedor del Master de Oro del Fórum de Alta Dirección y Reconocimiento al Mérito Médico 2005, y el Presidente Felipe Calderón Hinojosa lo distinguió con la Condecoración “Eduardo Liceaga” de Ciencias Médicas y Administración Sanitario Asistencial, otorgada por el por el Consejo de Salubridad General y la Secretaria de Salud y le fue entregada la Medalla al Mérito Mexiquense de Cardiología “Dr. Rubén Argüero”, y el año pasado por el Presidente Andrés Manuel López Obrador.  

Comentarios:

Notas Relacionadas:

Destacado:

+ -