Cultura


Reabrir Bellas Artes es un mensaje de que México está de pie: Claudio Herrera

Tras más de medio año cerrada, la Sala Principal abre hoy con la Gala de concertistas de Bellas Artes 2020, un recital en homenaje a Ludwig van Beethoven y Arturo Márquez. En el concierto participan los pianistas María Teresa Frenk, Claudio Herrera, Carlos Adriel Salmerón, Erik Cortés Alcántara y el arpista Emmanuel Padilla

Reabrir Bellas Artes es un mensaje de que México está de pie: Claudio Herrera | La Crónica de Hoy

"Es una gran emoción regresar a la actividad en los escenarios. A lo largo de estos meses fue difícil ver cómo muchos de los programas que estaba preparando, del repertorio que tenía ilusión de tocar, se iban posponiendo o francamente cancelando”, expresó el pianista Carlos Adriel Salmerón, uno de los músicos que hoy tocará en la Gala de concertistas de Bellas Artes 2020, concierto con el cual el escenario más importante del país reabrirá tras siete meses de cierre.

Debido a las recomendaciones de salud, en la Sala Principal del recinto sólo estarán cinco músicos, usando cubrebocas, tocando un piano que será desinfectado entre obra y obra, y ofreciendo un concierto de 70 minutos sin intermedio, con más de mil butacas clausuradas y las puertas abiertas ante la prohibición del aire acondicionado.

En el concierto también se interpretarán piezas que estaban en programas a lo largo de 2020, eventos que ya fueron aplazados o cancelados, es el caso de Variaciones para dos pianos sobre un tema de Beethoven, Op. 35 15’.

“La obra estaba incluida en un programa más grande, Todo homenaje a Beethoven, con las obras para piano a cuatro manos originales de Beethoven, La Gran Fuga en una transcripción de Beethoven para dos pianos e incluimos una transcripción de la Obertura Egmont. Espero que en algún momento podamos volver a hacer este programa que puede ser atractivo”, dijo Salmerón.

En la gala también participará la pianista María Teresa Frenk con la obra Cuatro poemas para piano, de Leonardo Coral; después el músico Claudio Herrera interpretará la Sonata núm. 17, Op 31 núm. 2, La Tempestad, de Beethoven; y el arpista Emmanuel Padilla rendirá un homenaje a Arturo Márquez por su cumpleaños 70 con el Danzón número 2.

Al respecto, el pianista Claudio Herrera indicó que la gala tiene una importante carga simbólica.

“Se está reabriendo el Palacio de Bellas Artes que es el templo cultural más importante del país. Después de lo que se ha vivido tantos meses en México y en el mundo, reabrir las puertas con una gala de concertistas es un gran honor y es un mensaje que se da a la nación está en pie y, qué mejor, con la cultura y el arte. Es un símbolo de esperanza y unidad”, dijo.

La pianista María Teresa Frenk compartió la felicidad de regresar al escenario tras meses de confinamiento. “Es una buena noticia regresar con obras tan importantes y bellas que el público está esperando escuchar; jamás será igual un concierto en línea que presencial, especialmente en el Palacio de Bellas Artes”.

CONCIERTOS REDUCIDOS. José Julio Díaz Infante, coordinador nacional de Música y Ópera del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL), detalló que el aforo en la Sala Principal del Palacio de Bellas Artes será del 30 por ciento, esto representa 141 personas de una capacidad total de 1,396 asistentes.

“Únicamente se está habilitando el espacio de la luneta y ahí tendremos un aforo máximo de 141 personas. En un reporte de la noche, la venta ya estaba muy avanzada y muy pronto se agotarán”, indicó el funcionario.

Respecto a las butacas éstas no serán ocupadas de manera continua. “Se han cancelado bastantes lugares, cuidando la distancia mínima requerida. En ese sentido, hay butacas que están separadas de manera individual y butacas que están en pareja porque hay gente que vienen juntos de su casa”.

Díaz Infante señaló que el público debe permanecer con el cubrebocas durante el concierto, lo mismo que los músicos; además las puertas laterales del Palacio de Bellas Artes se mantendrán abiertas para permitir una ventilación natural.

— ¿Cuánto durarán los conciertos?

— Los conciertos se están programando sin intermedio, son conciertos corridos porque un intermedio propicia la reunión de la gente. Estamos buscando conciertos que tengan menos de una hora de música, estamos pensando máximo tener 70 minutos de duración completa del evento.

“En los lineamientos de los teatros de la Ciudad de México establecen una hora y media, pero nosotros decidimos estar por debajo de eso. Serán conciertos reducidos en tiempo”, respondió.

Los programas de mano no se imprimirán, se realizaron de manera digital, es decir, descargables con un código QR, añadió Díaz Infante. “Considerando a las personas que se les dificulta esta opción tecnológica, entre pieza y pieza se estará anunciando las obras a interpretar y se hablará un poco de ellas”.

Sobre la programación de conciertos en Bellas Artes en lo que resta del año, el funcionario comentó que será un plan de temporadas mixtas: presencial y virtual.

“Se seguirá trabajando en los contenidos virtuales, y en la medida de lo posible, ir abriendo más espacios para presentaciones presenciales. Eso tendrá que ir muy en sintonía del monitoreo de las medidas sanitarias”, afirmó.
 

Comentarios:

Notas Relacionadas:

Destacado: